960 065 693
Te atendemos en tu idioma

Radiofrecuencia

La radiofrecuencia emite radiaciones electromagnéticas que oscilan simultáneamente en el campo eléctrico y magnético. Estas radiaciones, cambian continuamente de negativo a positivo y, como consecuencia, se genera un movimiento rotacional de las moléculas que genera calor. Dicho calor produce efectos en la piel y el tejido graso subcutáneo, combatiendo los adipocitos que se acumulan debajo de la dermis y modifican la silueta. En resumen, el objetivo de esta técnica es acceder a las capas más profundas de la dermis para, mediante la aplicación de calor, reestructurar las fibras de colágeno, provocando con ello un estiramiento de la piel. De este modo, la radiofrecuencia corporal permite combatir la celulitis y la flacidez corporal y devuelve la luminosidad y tersura, actuando a modo de estiramiento cutáneo no quirúrgico. Sus efectos son como los de un lifting pero sin los inconvenientes del postoperatorio y la recuperación.

La radiofrecuencia cuenta con un amplio currículo previo a su “hallazgo” como estrategia contra la flacidez y el adipocito, ya que se ha venido empleando en medicina desde hace muchos años, especialmente en el campo de la cirugía convencional. Hoy en día, la radiofrecuencia corporal hace posible combatir de forma eficaz la flacidez en las zonas en las que tradicionalmente los resultados de las técnicas no quirúrgicas dejaban bastante que desear: senos, abdomen, cara interna de los brazos y los muslos y cuello.

BENEFICIOS:
  • El calor emitido por el tratamiento afecta a la piel y al tejido graso subcutáneo por lo que se pueden obtener resultados satisfactorios en la piel, mejorando el aspecto visual de una piel más lisa y tensa.
  • El calor que provoca la radiofrecuencia actúa en las capas profundas de la piel mejorando el drenaje del sistema linfático. Esto supone que se producirá una mejora en el drenaje de líquidos y se obtendrá la eliminación de las toxinas que se acumulan en nuestro organismo.
  • Gracias al calentamiento de la zona y la mejora del sistema linfático se puede conseguir eliminar buena parte de la celulitis que se observa en las capas superficiales de la piel.
  • Con la radiofrecuencia corporal se consigue mejorar la circulación de las zonas tratadas. Eso significa que se logrará una mejora también del comportamiento futuro de ellas con lo que se verá no solamente un resultado a corto plazo, sino que se mantendrá en el tiempo si se sigue una dieta adecuada.
  • Con el tratamiento de radiofrecuencia, se forma nuevo colágeno en la piel y en las zonas inferiores a ésta. En este sentido se produce una especie de renovación que origina esa sensación de menor flacidez. La mejoría de la firmeza es una de las razones que llevan a muchas mujeres a pensar en aplicarse uno de estos tratamientos.

Contacta con tu especialista en Radiofrecuencia

Angela Maria
Angela Maria
Radiofrecuencia
  

Llámenme


Déjenos su teléfono y le llamamos
Llámenme*

*MedCare se pondrá en contacto con usted antes de las próximas 24 horas